La Ecología de un Planeta Industrial


La Ecología de un Planeta Industrial

Laura Robleto

Laura Robleto, Estudiante de Ingeniería Ambiental en el Instituto Tecnológico de Costa Rica (TEC) es la editora de la sección Medio Ambiente.   Comuníquese con ella al lau.robleto

el_futuro_de_la_ecologia

Comparado con la edad del planeta 200 años es muy poco sin embargo en este corto período de actividad industrial, la humanidad ha alterado tanto la composición química de la atmósfera como la diversidad genética del planeta hasta el punto de temer una crisis ambiental y considerar la necesidad de cambios en los patrones de desarrollo para  que los seres humanos permanezcan fuera de peligro de extinción

No todas las tendencias socioeconómicas actuales son perjudiciales en sí mismas, pero las consecuencias asociadas a estas lo son.  La clave para el desarrollo sostenible es regular la magnitud de los cambios inducidos por las tendencias desarrollistas. Mientras la corriente tecno centrista propone que el progreso tecnológico logrará compensar las consecuencias negativas y generar un crecimiento económico indefinido, controlar el crecimiento poblacional y elevar el nivel de vida en el planeta. Si pensamos que el desarrollo indefinido se plantea en un planeta finito con recursos que ya sobrepasaron su capacidad de resiliencia, podríamos decir que esta propuesta tecno céntrica no va muy bien hasta ahora.

Los efectos del desarrollo industrializado a nivel global se pueden comparar a nivel local con el mega-desarrollo turístico. No es lo mismo la visita de algunos turistas, a la toma de la economía y la cultura para la venta en manos de una empresa extrajera. O el caso de las migraciones a las ciudades, la pérdida de terreno cultivable para el desarrollo urbanístico resulta en perdida de bosque por la expansión agrícola. Así mismo se genera un ciclo de consumo que se incrementa en proporción a los ingresos económicos y con estos aumenta la generación de desechos y contaminación.

Estos no son meros asuntos/efectos “buenos” o “malos” si no que son el centro de la discusión sobre la naturaleza del desarrollo sostenible y el futuro del planeta. Tocan además los valores individuales concientizando sobre cuánto de los recursos finitos del planeta puede cada uno utilizar. Y además dejan en claro que las políticas y acciones hacia la sostenibilidad deben ir en incremento más que ser radicales y que el momento para iniciar es ahora.

Entre las principales tendencias del desarrollo se cuenta el crecimiento poblacional acelerado y la extrema pobreza. Mientras la población mundial crece y a consecuencia la demanda de alimento, agua, etc.,disminuyen los campos de cultivo y las fuentes de recursos básicos mientras que los existentes se degradan por la explotación asociada al desarrollo (industria, urbanización, carreteras) en especial en los países más pobres.

También el cambio de uso del suelo provoca la degradación del mismo debido a la deforestación que se asocia a procesos de desertificación, la modificación de ecosistemas como humedales y valles, la intrusión salina en acuíferos, entre otros. Todos los anteriores efectos directamente relacionados al consumo de recursos para la expansión poblacional e industrial, que nos arrojan en un espiral descendente de degradación del medio natural y de la fuente de recursos para la generación de riquezas.

La misma dinámica del desarrollo causa la migración de zonas rurales a las urbes, generando incrementos en el desarrollo urbanístico, industrialización, y la población concentrada genera el uso intensificado del suelo y los recursos. El incremento en el poder adquisitivo a su vez eleva el nivel de consumo. En las grandes ciudades la crisis de transporte y movilidad es una realidad que tiene asociadas consecuencias como la contaminación del aire y el cambio climático global. Estos se toman como efectos de la globalización, debido al incremento de emisiones que el mismo proceso de generación de riquezas tiene asociado.

Una enorme nube roja cubre el cielo asturiano después de un problema registrado, hacia las 17:30 horas, en uno de los altos hornos de Arcelor-Mittal en Veriña. Al parecer la fuga se ha producido después de una perforación en el crisol del horno alto A y supone un incidente medioambiental grave, según fuentes sindicales.

Imagen Ilustrativa

Los recursos del planeta están ahora unidos a los sistemas sociales a través de nuestro manejo y explotación de los mismos. Así que tanto el factor político como el económico juegan un papel fundamental para incrementar y disminuir los efectos de la explotación. El trabajo interdisciplinario en equipo es fundamental para comprender, monitorear y resolver los problemas globales devenidos del desarrollo.

No hay acuerdos sobre la existencia y severidad de estos problemas, ni sobre la responsabilidad y medios para resolverlos, así que la búsqueda de consenso a través de mediación, negociación y la búsqueda de intereses mutuos, es la única vía.  Y finalmente que los problemas sean globales no implica soluciones globales; las soluciones desde las bases son fundamentales, desde el nivel local y en todos los niveles, centralizadas y descentralizadas son necesarias para enfrentar efectivamente los problemas actuales.

Publicado en Post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*